En la asociación Mundo Ético creemos que el juego es una gran herramienta para transmitir conceptos y hacer llegar mensajes a los más pequeños. Además mediante la actividad lúdica se trabajan todas las Competencias Básicas que se pretenden desarrollar en esta Etapa Educativa.

Siguiendo esa premisa, hemos diseñado y desarrollado El Juego de Tico, que es una versión del popular Juego de la Oca, en el que se enseñan las repercusiones que tienen el Consumo Responsable y el Comercio Justo en el mundo, así como los valores en los que se basan mediante el juego.

Por ejemplo: lo que en el tradicional juego era la peor casilla, la “casilla de la muerte”, es en El Juego de Tico la casilla en la que un niño trabaja.
Bancos, industrias que contaminan, son las casillas en las que nadie va a querer caer. Sí en cambio en casillas en las que un niño y una niña son iguales, la casilla del pequeño comercio…

Se trata de transmitir los valores del Consumo Responsable y Comercio Justo de una forma divertida y distendida, que es como mejor se interiorizan conceptos y valores.